Luz (Imagen encontró poema)

SONY DSC

no es la luz:

no eres tú :

no es la tierra

recién arada

pasto del fruto

de tardías heladas

sin alimento que dar

a la luz

del ocaso definitivo

de las costumbres

entretenidas

de hombres

y mujeres

que presumen

a diario

de manos hinchadas:

 

no es

la luz:

no eres

ni soy yo…

entonces

quién es?

 

como decirte

que un atardecer

no es más importante

que ese trago de agua

que calma la sed

del trabajo bien hecho

por la manada:

del trabajo recién finalizado:

y los frutos

que sobrevivan

ya vendrán

y reventarán

con fuerza                                       con saña

en el paladar

duro

de nuestras bocas

semánticamente

divergentes:

 

no

definitivamente

no es la luz

que apaga las noches

sin pedir permiso

a esos amagos de dioses

que dibujan el puto horizonte

de otro día más

al consternado albur

de nuestra cómoda y viciada

sobriedad.


Poema: José Yebra (Oviedo)

Imagen: Gema Albornoz.(Aguilar de la frontera, Códoba)

 

Guerra civil / Nuestra Constancia (Imagen encontró poemas)

Guerra civil (Poesía Visual)  David Pérez

Guerra civil (Poesía Visual) David Pérez


Guerra civil

Se escuchan los acordes

del himno de una tierra

que nadie reconoce,

dos grupos se laceran.

Se llaman a la guerra

hermanos de colores

que a la justicia yerran

regando sinsabores.

Presumen de equidad,

deshonran sus principios,

se parten por mitad,

prójimo al precipicio.

La sangre la derraman

soldados enemigos

que dormían en una cama

cuando todavía eran niños.

Un lastimoso grito

recorre entero el suelo,

madres llorando hijos

y los de sus amigos.

Partida de ajedrez

juegan los generales,

huérfana la vejez,

ungiendo heridas con sales.

Un toque de silencio

que no puede callarse,

señalando a los necios,

buscan vanagloriarse.

Así es la guerra civil,

despoja a las familias

con el cuchillo más vil,

en una eterna vigilia.


Poema: Melba Gómez (San Antonio, Texas)

melbag123.WordPress.com


Nuestra Constancia

¿Qué sé yo de guerras civiles,

incluso de guerras

si mis manos nunca han agarrado

un arma de fuego?

 

Partimos de razones de fe,

de nula empatía,

de premisas sin lógica

que alguien debe cumplir

para posar sus pies

sobre el camino elegido:

nos podíais empalar,

lapidar,

torturar

de maneras tan variadas

que son capaces de sobrevolar

toda imaginación humana;

animales en penumbra,

unos con dios

otros sin dios;

en la raza confiamos,

a tu orden asentimos:

el ser humano,

esa basura obsoleta

que busca en cada renglón

una razón más

para quitar la razón

a quien pretende

tenerla.

 

¿Por qué no nos dedicamos

más a follar y disfrutar

y nos dejamos ya de joder

con batallitas estridentes?

Aprendamos de una vez por todas

a utilizar como se merece

ese exceso de testosterona…

 

(… ona, ona, ona, ona, ona…

pum, pum, bang, bang…

¡que suene, que escupa!

Igual hasta es cierto

que alguien

la tiene

más grande.)


Poema: José Yebra (Oviedo)

Imagen: David Pérez Pol www.ersilias.com

MUERDOS 2016 (Premios LPNM)

¡Buenos días Comunidad!

Os retransmito en casi-directo los resultados de nuestros “MUERDOS2016” registrados hoy a las 9h.

¡Enhorabuena a todos! ya que aquí siempre ganamos todos y en nombre de toda la comunidad ¡GRACIAS!


Premio Difusión: Gema Albornoz

premio-difusion


Premio Poesía: Susana G.López

https://lapoesianomuerde.com/2016/01/23/5089/

premio-poesia


Premio Imagen: Gema Albornoz- David Pérez Pol

En aquel rincón, Gema Albornoz

En aquel rincón, Gema Albornoz

¿Por qué no? (Poema visual) David Pérez

¿Por qué no? (Poema visual) David Pérez Pol

premio-imagen


Premio encuentro Artístico:  Aniwiki-José Yebra-Gema Albornoz

https://lapoesianomuerde.com/2016/11/16/caer-en-un-efecto-pasillo-imagen-encontro-poema/

premio-encuentro-artistico


Premio Vídeo-poema: Orlando Valle (música)- Hélène Laurent (poema e imagen)

https://lapoesianomuerde.com/2016/07/14/en-la-esquina-del-circulo-videopoema/

premio-videopoema


Recuerda que puedes participar en el concurso de portada hasta el 05 de diciembre

https://lapoesianomuerde.com/2016/11/08/concurso-de-portada-la-poesia-no-muerde-participa/?iframe=true&theme_preview=true

Caer en un efecto pasillo/ Redrum (Imagen encontró poemas)

Aniwiki

Aniwiki


Caer en un efecto pasillo

 

Agotado el pasillo

por donde corre la ignorancia,

cae la venda de engaño al suelo.

Te veo con otros ojos.

No los míos,

los de alguien susurrándome

a qué dirección vas en tu próximo movimiento.

Sin cumplir premoniciones.

Un esfuerzo trabajoso

me invita a no aburrirme

mientras camino.

Y no me encuentro al miedo,

a la confusión ni a la dificultad

porque no me asomo a la ventana.

Porque aún permanezco

con un pie en los “y si”

mientras centro mi cuerpo

en la línea donde hago equilibrismo.

Sin red de seguridad.

Un error y caeré.

Un error y seré el eje

que tú quieres mantener estable.

Un error y llego al fondo del pasillo

con la venda puesta.


Poema: 

Gema Albornoz (Aguilar de la Frontera, Córdoba.)

Redrum

y si no amanece?

no es más temprano

porque puedas tú ver más luz:

no por madrugar mucho

vas a verme pedaleando

como un poseso

pasillo arriba

redrum de mi anhelo

bucle de mi vida

muerte de mi amor

sangre de diez mil clientes

órdenes de un solo jefe:

yo

demasiado trabajo

me ha convertido

en lo que soy,

un ente parlante

lleno de caries

vacío de sabiduría

un triciclo sin pausa

en un circuito interno

de pasillos infinitos

que se terminan

en la frontera

del filo de mi cuchillo

recién afilado,

que ya he matado cerdos

antes:

no te asustes

y sonríe

justo cuando estés mirando

a aquella cámara

que nos persigue:

y sí,

me he convertido

en un ser aburrido

redrum que no amanece

por madrugar más temprano…

pedalea, cabrón

que aquellas dos niñas

te están mirando

Poema:

José Yebra (Oviedo)


Imagen: 

Aniwiki  (Huesca)

Imagen encontró poema

Abstracciones sobre la mujer y la feminidad 1, Sandra Claret

Abstracciones sobre la mujer y la feminidad 1, Sandra Claret


Lo debes reconocer
ya
de una vez
tienes miedo
de mi
de lo que soy
de lo que puedo ser
de lo que asoma
fuera de los cálculos
de tu mente pacata
de tu necio sentir
de las noches de terror
de sufrimiento
compartido
con rencor
de batallas nunca ganadas
de héroes ignorantes
babeando por medallas
que no son capaces
ni de interpretar:

El aislamiento
lejos del hielo
cerca de una estufa
calor cercano
y mirada sorprendida
acaso esperabas
una ofrenda
más distinta
y recatada
a ésta que hoy
sin columpios en el filo
te ofrezco sin interés?

Alguno sabrá cómo comportarse
alzando su mirada
entre la tímida bestia
que reposa inerte
sobre huesos
antiguos y rotos
sobre nubes de alquitrán
que rezan cada mañana
por la inminente llegada
de un atisbo
de definitiva
y pura
extinción.


Poema:  José Yebra (Oviedo)

Imagen: Sandra Claret(Benicassim)

www.mamabocachancla.com

De lo más leído (2015)

The walking chair, Susana G López. Tinta china. Some abstractions with chinese ink and watercolors (cobalt turquoise and a kind of orange. Brand:Schmincke)

The walking chair, Susana G López. Tinta china.
Some abstractions with chinese ink and watercolors (cobalt turquoise and a kind of orange. Brand:Schmincke)

 Imagen: Susana G. López. (Barcelona)

Susanaglopez.jimdo.com

 


The walking chair

 

«el que siga buen camino tendrá sillas

peligrosas que lo inviten a parar»

Silvio Rodríguez, Historia de la silla

 

Como un mundo

en mis espaldas

reclamas conciencia.

 

Te llevo conmigo

invitándome

como descanso

como remanso,

tentándome

la fatiga,

la calma,

las ansias.

 

Camino

tu curso

desafiando tu cauce

 

En paciencia

desbordas.

No eres carga.

 

En mi cabeza,

promesa.


Poema 1: Verónica Boletta (La Plata)

 https://veronicaboletta.wordpress.com


The walking chair

Que no,

que no camino sin rumbo,

sin tiento alguno

ni entrenada destreza obsesiva.

Que la madrugada ya se ve cercana

y la necesito conmigo.

Por eso recurro ansiosa

al movimiento imposible.

Me levanto y ando,

sigo el teatro

en penumbra

de mi pura esencia,

en mi forma,

en mi ser inerte…

Mas me muevo,

camino y ando,

me desplazo torpe

en su aguerrida busca.

En otro tiempo la tuve,

y me complementaba.

Ahora me miran serios,

como a trasto inútil

en la esquina muerta

de la muerte cercana.

Ya amanece.

Ya han llegado.

Deslumbra el color naranja

que cubre su cuerpo enjuto.

Cada lágrima que resbala

viaja sin prisa

por su desencajado rostro

para luego rebotar violenta

contra el suelo seco

de este silencio compartido.

Setecientos veinte segundos

de una cuenta atrás.

Una más.

No, no lo he conseguido.

Ahí está mi Némesis,

orgullosa de su altiva presencia.

Ha llegado a tiempo,

jactanciosa y presuntuosa

de su innata electricidad.


 
Poema 2: Jose Yebra (Oviedo)
 VIAJES AL FONDO DEL ALSA https://josinynuri.wordpress.com/

Me dijeron que era tiempo de sentar cabeza:
«Duerme en semillero, riega tu esfuerzo,
¿no quieres ser un día parte de esta maleza?
¿Acaso no tiene miles de pinceladas un lienzo?».
 
Les dije que mi cabeza vive en el aire:
«En un semillero no puedo volar,
ruego disculpen, no quisiera hacer un donaire,
no quiero plantarme no sea que a alguien vaya a herbolar».
 
Me pidieron ser uno más en ese rebaño:
«Todos andamos, todos sufrimos, todos reímos,
descuida los motivos que hagan sentirte un extraño,
nos guiaron cuando nos fuimos, levantaron cuando caímos».
 
Les dije que ser uno más me era aburrido:
«Sé que en el fondo, es lo que queremos, no vayan a pensar,
pero un camino manido no puede llevarme a otro destino,
quisiera tener un final que años después gusten contar».
 
Me exigieron que cumpliera las normas:
«Nos hacen felices, nos dan un trabajo, un motivo,
seguimos camino a los pies de su horma,
¿cómo si no se puede pensar estar vivo?».
 
Les dije que normas no necesito:
«Quizá su rebaño sea de mal año y guste del mal,
más con mis costumbres y mis placeres son mi requisito,
no quiero me vistan de una manera formal».
 
Me ofrecieron su mundo y su protección:
«Hay unos libros, hay unas leyes, hay una guía.
Tenemos un muro, hay una cura por cada afección.
Si nos ayudas, serás una parte de la jerarquía».
 
Les dije que gracias por su protección:
«Pero me arriesgo a caminar por mi cuenta,
que cada error que cometo, si aprendo, es una lección,
que para ver el sol has de pasar la tormenta».
 
Les dije al fin, que gracias. Que no me sentaría.
Pero -añadí-, ¿puedo llevarme la silla?
¿Por qué cargarás con la silla?, me respondía.
para descansar, ratito a ratito, de ir subiendo la cima.

Poema 3: Johan cladheart (Madrid)
“Auf wiedershen, Liebling”… (“Hasta pronto querido”)
Llevo mi silla a cuestas,
como la conciencia del amo en el esclavo
Mas la carga es semántica,
por eso… el oprobio.
Y las contradicciones, son ideológicas,
cada tarde esperándome,
se arremolinan en pantallas
Ovejas de otro rebaño.
Mis ventanas las abro de noche
para que las esperanzas florezcan de día.
Procuro que los ideales clavados en el cielo ideal
estallen contra las estructuras materiales.
Mas sólo en términos dialécticos
Mi silla potencial es sólo un bloque de madera
Qué importa el futuro si todos los días
se clavan en un cetro onmímodo.
Auf wiedershen, Liebling…
Hilos de títere en sus vetas inertes,
tejen implacables
oleajes de río…

Poema 4: Amalia Pedemonte. (Buenos Aires, Argentina