¡ DE REVISTA ! ( Segunda revista “La Poesía no muerde”)


Buenos días a tod@s,

tengo el placer de anunciaros la publicación de nuestra segunda revista digital gratuita.

Más visual  que nuestra primera edición pretende dejar más sitio a la imagen.

Dado que la plataforma ya no permite conectar gratuitamente los enlaces a las páginas web mencionadas, esta segunda edición no dispone de conexión directa con los vídeos realizados .

Espero que os guste el resultado.


*A COMPARTIR SIN MODERACIÓN*

(http://issuu.com/lapoesianomuerde/docs/segunda_revista__la_poes__a_no_muer/1)


indice segunda revista


Si eres miembro de Issuu (sólo hay que registrarse) podrás descargarla en PDF

o solicitar una versión en papel. (*” La poesía no muerde” no obtiene ningún beneficio de las ventas ni es responsable de los precios de impresión  establecidos*)


Gracias a todos los participantes que se sumaron a la aventura y la hicieron posible.

Gracias a todos los que no dudaron en colaborar una y otra vez o en sustituir a otros con tal de que un máximo de trabajos pudieran ver la luz.

Gracias a todos los que colaboran en “La Poesía no muerde” con sus creaciones, que comentan y comparten versos e imágenes de otros en sus Blogs o en las redes sociales llenando nuestro espacio de vida.

Gracias.

Consumidos por el tiempo (*Segunda experiencia “La Poesía no muerde”* )

Luis Hernández Blanco

Luis Hernández Blanco

Ya se han ido

ya no queda sólo uno que me salude al pasar

ya no he vuelto a verlos más

sentados en las galerías de sus maltratadas casas.

 

Ya no queda sólo uno que me salude al pasar

su mirada se fue cubriendo por una sombra gris

y no pudieron siquiera verme al momento de partir

sus ojos me miraban lo sé

pero no podían verme.

 

Al menos pude darles un abrazo

no sé si me escucharon

al menos yo los escuché decirme adiós

bueno eso creo

apenas pude descifrar su balbuceante voz.

 

Ya no están

Ya se han ido

Los vi consumirse día a día

Sentados frete a sus deterioradas casas

Que se consumía como ellos.

 

Y vi la tristeza reflejada en sus ojos

los vi ser burlados por algunos

los vi quedarse solos.

 

Ya nadie me echa la bendición al pasar

ya no recibo sus sabios consejos

ya no puedo sentarme a su lado

y escucharlos contar las hazañas de otros tiempos

 

Vi pasar los años y teñir de blanco sus cabezas

los vi consumirse día a día

los vi partir

los vi morir

y lloré por los viejos de mi pueblo.

 

Siguiendo los pasos de la creación:

Poema: Tayana José González (Santo Domingo, República Dominicana)http://lectoresadictos.wordpress.com/

Imagen: Luis Hernández Blanco (Valladolid) www.deshuesado.wordpress.com

Voz: Paola Torres (Chiclayo, Perú) http://desenredandome.wordpress.com

 

O quizás el alba (Segunda experiencia “La Poesía no muerde”)

 

Roberto Cabral

Roberto Cabral

Lloró desconsolada

durmió hasta el cansancio

y al despertar su alma estaba triste

como aquél panorama ante sus ojos.

 

Apenas alcanzó a ver unos metros más allá de la cerca

no había nadie

siquiera uno

y aquellas nubes que teñían de gris el lejano cielo

amenazaban con inundarlo todo.

 

No supo por cuanto tiempo estuvo dormida

divisó de nuevo el horizonte oscuro y solitario

aun aquellos que le juraron amor eterno se habían ido.

 

No supo si el día le decía  adiós

o le saludaba el alba

y una onda tristeza le laceraba el alma

y otra vez rodaron sus lágrimas

sobre aquellos terrenos triste y desolados.

 

Imagen: Roberto Cabral Castañeda (Toluca, Estado de México) http://robertocabralfotografia.wordpress.com/

Poema: Tayana José González (Santo Domingo, República Dominicana) http://lectoresadictos.wordpress.com/

Voz: Ana Fernández García (Cáceres)