Tiempo perpetuo (Experiencia veraniega “La Poesía no muerde”)

Lucía Morales Guinaldo

Lucía Morales Guinaldo

Y ahora…

¿dónde quedan los recuerdos,

oscuros esplendores?

Estos páramos estériles fueron manantiales

y lluvias azules,

intemperies fecundas;

hoy meras estrías del tiempo…

 

Las grietas de tus huellas

—subrepticios huecos y sombras—

y el agua fluye inexorable

como un río de tiempo.

Del espejo gorgotean gotas subterráneas.

Tu mano intercambiando gestos,

que me atrapan entre la tormenta previa a las sequías

Una boca de reloj de arena, ávida, sedienta.

 

Y mil barcos que cruzan el leteo, el río salado del Olvido.

La sed y el deseo, faros ajenos.

Toda memoria es seca, mero trayecto del presente al pasado.

Repetición del eco.

Eco…

disuelto en nada.

Tu fertilidad de verano,

se vuelve contra mí.

 

Cráter de fuego

Inalcanzable…

Revés del viento,

abismos estivales que se disgregan

en playas arrasadas por tus llamas

como el cáliz lleno de cenizas,

legado de un pliegue temporal…

Constelaciones perdidas.

Siguiendo los pasos de la creación: 

 Imagen: Lucía Morales Guinaldo (Salamanca, España) https://www.flickr.com/photos/luciamoralesguinaldo/

Poema y voz: Amalia Pedemonte. Buenos Aires, Argentina. https://aquileana.wordpress.com/