Encuentros fortuitos

Encuentros fortuitos, Renglones torcidos

Encuentros fortuitos, Renglones torcidos

Una caricia accidental,

un cómplice cruce de miradas,

un escalofrío en mi piel,

una eternidad,

en un instante,

una explosión de júbilo,

un expectante azar,

el despertar de una ilusión,

de una razón de vivir,

un fuerte anhelo por conocerte.

 

Esa sensación de haberte estado esperando,

por fin, la paz de haberte encontrado,

me precipita hacia ti,

en una cascada de impresiones,

borboteo enloquecido de emociones.

 

Un destino caprichoso,

arrastra mi latido junto al tuyo,

almas gemelas,

ansío arroparte cada día,

sueño con el disfrute de tu afecto.

 

Has irrumpido en mi pensamiento,

te has adueñado de mi corazón,

has arrebatado mi pasión.

 

La casualidad enlazó nuestros sinos,

una estrella albergó nuestra llama,

un tesoro me hizo soñar con tus ojos,

tu recuerdo acrecenta mi empeño en volverte a ver

reencontrar nuestras miradas,

contemplar tu grácil sonrisa.

 

El goce de tu amistad,

desboca mi corazón obnubilado,

corcel domado por tu dulce caricia,

alimento de cada día,

¡qué la rutina no ahogue!.

 

Encuentro fortuito,

pura amistad cómplice,

no duermas,

no me olvides.


Renglones Torcidos (Huesca, Aragón)
twitter: @RenglonQFluye

 

Un comentario siempre es bienvenido...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s