EL HORNO DE PIEDRA

 tendido1.com

tendido1.com

Me he fijado hoy en un horno de piedra.
Mi buen amigo el panadero ha abierto la puertita para enseñarme lo que entraña.
Dentro había resplandores anaranjados, negros, blancos, amarillos y rojos.
Había un bullicio en llamas, fabuloso espectáculo.
El calor abrasante quería escapar y avasallaba nuestras caras.
Estando yo sonriente y embelesado, mi amigo ha metido el pan;
entonces las llamas se han vuelto resignadas para recibirlo
y se ha apagado el bullicio.
Qué triste heroicidad contemplaban mis ojos.
Mi amigo ha encerrado al fuego con el pan.
Allí ha quedado el horno:
una mole de piedra, con apariencia inerte.
Allí ha quedado arrinconado,
hasta que le hagan vomitar alimento.
Cerrado, preso el fuego,
mecanizado el fulgor para provecho de los hombres.
Mateo Gandia Berceló (Villena, Alicante)
Imagen:  tendido1.com

Un comentario siempre es bienvenido...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s